Salpicado necrótico
Ramularia collo cygni (Ovularia hordei)

Hospederos: Cebada
Los síntomas consisten en pequeñas lesiones necróticas sobre las hojas, generalmente con halos cloróticos, salpicadas sobre el tejido vegetal. Estas lesiones se expanden y cubren toda la superficie de la hoja dando el aspecto de “salpicado”. Estos síntomas también se encuentran en el tallo y en las vainas foliares que lo recubren, y a veces en las espigas, glumas y aristas. Al comienzo las lesiones son pequeñas y muy separadas una de otras; miden entre 1 y 3 mm de largo por 0.5 mm de ancho. Inicialmente, estas lesiones pueden confundirse con el comienzo de la mancha en red (Pyrenophora teres), luego crecen y se esparcen por toda la hoja dando un aspecto de salpicado denso. Las lesiones aparecen súbitamente y frecuentemente luego de la espigazón y la hoja bandera suele estar totalmente necrosada mostrando un intenso salpicado necrótico. El diagnóstico suele ser difícil y tardío ya que los mismos pueden confundirse con aspectos nutricionales; manchas fisiológicas de la cebada, y en general aparecen mezcladas con síntomas de otros patógenos como Pyrenophora, mancha borrosa (Cochliobolus sativus) o escaldadura (Rhynchosporium secalis). Algunos aspectos inequívocos para diferenciarla de las manchas fisiológicas son que las manchas por Ramularia generalmente presentan un halo clorótico, el que no se detecta en las de origen fisiológico.